5 métodos para mejorar la comunicación

¿Te das cuenta de que muchas veces no eres reconocido, eres incomprendido o no recibes el debido valor? En caso afirmativo, te gustará saber que hay métodos probados y aprobados para que puedas comunicarte mejor. A continuación te presentamos 5 métodos experimentados y probados para mejorar tus habilidades de comunicación:

1. Muestra tus manos

Lo creas o no, la primera cosa que tendemos a mirar al encontrar a alguien nuevo son sus manos. Esta es una forma subconsciente de comprobar si estamos físicamente seguros con la persona que acabamos de conocer. Por ejemplo: una investigación ha demostrado que los demandados que esconden sus manos cuando están en el tribunal tienden a ser vistos como indignos de confianza de los jurados. Tener las manos visibles es tan práctico como mostrar a la otra persona que no estás cargando un arma de fuego.

2. Toca al otro

El desarrollo de un bebé se ve seriamente afectado cuando es dejado en su cuna durante todo el día y sólo se tiene contacto con él cuando necesita ser alimentado, bañado o cambiado. Esto se produce porque uno de los principales componentes para un desarrollo saludable es el tacto. El toque humano desencadena la liberación de la hormona oxitocina, que es la “hormona del amor”. Esta hormona nos ayuda a experimentar sentimientos de amor, confianza, devoción y vínculo; y también ayuda a disminuir los niveles de estrés.

3. Utiliza un “calmante” antes de preguntar

Todos nosotros tenemos que hacer preguntas para conocer a alguien, pero puedes evitar que la otra persona esté a la defensiva con “suavidad” cuando haces estas preguntas. La pregunta siempre debe ser hecho de una manera que no haga que la otra persona se sienta como si estuviera siendo interrogada. En vez de eso, debe sentirse como si estuvieras realmente interesado en aprender sobre su historia y sentimientos. Inicia tus preguntas con frases como “Por curiosidad …” o “Sólo para estar seguro de que estamos hablando el mismo idioma …” para ayudar a evitar que la otra persona esté a la defensiva.

4. Mantén la simplicidad

Necesitas tener en mente que todos pensamos de manera diferente el uno del otro, de modo que comunicar una idea específica o pensamiento para alguien puede ser muy difícil a veces. La clave para evitar la confusión es estar familiarizado con lo que estás hablando. En otras palabras, puede que tengas que explicar algo a un amigo de una manera y explicarlo a un compañero de otra manera. Puedes hacer esto evitando el uso de un lenguaje que la persona común probablemente no entenderá. Ten cuidado para no parecer ser condescendiente – a pesar de explicar las cosas, a veces, puede ser frustrante ver la situación como un intento de informar a una persona inteligente en vez de ayudar a una persona que es lenta en entenderlo.

5. Crea momentos de “yo también”

En ocasiones, puede ser fácil hablar sólo sobre ti mismo, sin prestar mucha atención a si la persona con la que estás hablando está realmente interesada en lo que tienes que decir. Una buena manera de participar es crear momentos en que la otra persona diga “¡yo también!” en relación a lo que estás diciendo. Toma notas mentales durante una conversación, además, es buena idea prestar atención al lenguaje no verbal de la otra persona para ver si se encuentra cómoda.

 

Leave a Reply

  • Responsable: Octavio Ortega Esteban
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: Octavio[arroba]kerchak.com