6 consejos para quien va a estudiar en otra ciudad

Correr detrás de la universidad de tus sueños implica, muchas veces, vivir en otro lugar. Echa un vistazo a algunos detalles importantes en relación con la economía y la seguridad para esta nueva etapa. Consejos para quien va a estudiar en otra ciudad.

El sueño de asistir a la universidad significa, en algunos casos, cambiar de ciudad; ya que no siempre la facultad de tus sueños está ubicada en la misma ciudad donde vives.

En estos casos, la transición pasa a ser doble: además de iniciar una nueva etapa en los estudios, también es necesario acostumbrarse a otra localidad.

Si por un lado, este escenario puede verse con optimismo y buenas expectativas, por otro, se trata de un cuadro que puede presentar dificultades y, si en el primer año no estás preparado, puede convertirse en el primer obstáculo de la vida académica.

Cuando se habla de la preparación, en este caso, hay dos puntos a tener en cuenta: tanto el lado psicológico como el financiero de la cuestión.

Pensando en ello, seleccionamos 6 consejos para quien va a estudiar a otra ciudad:

1. Mantente atento a los anuncios en tu universidad (murales)

Incluso en tiempos tan conectados, el bueno y viejo mural presente en todas las universidades suele tener buenas oportunidades para tu nueva etapa de vida.

Desde anuncio de vacantes y muebles usados, hasta plazas como músico en una banda de rock – todo tipo de interacción es válida para acostumbrarse al nuevo ambiente.

2. Pide ayuda a los veteranos

Los rituales de recepción de estudiantes de primer año son excelentes oportunidades para el intercambio de información sobre el día a día en el campus, en la ciudad y en la vida universitaria.

Horario del restaurante universitario, buenos precios de comidas y alimentos en la ciudad, papelerías y librerías. En fin, toda intercambio de conocimiento es válido.

3. Infórmate acerca de tu futura ciudad

En la era de la información, si vas a estudiar en otra ciudad, no es nada saludable simplemente desembarcar sin ningún conocimiento sobre el lugar.

Busca sitios de interés y curiosidades cercanas a tu nuevo domicilio. Seguramente te va a preparar para los primeros impactos.

4. Análisis de las distancias

No siempre la universidad se encuentra ubicada en una región central. Trata de buscar si vale la pena vivir cerca al lugar de estudios – y, por tanto, estar más lejos del centro y de la acción. Así mismo, conocer sobre las vías de transporte público y la movilidad.

5. Conoce el precio de las rentas

Las decisiones sobre la vivienda van a influir en tu rutina en los próximos años. Siendo así, es importante no tomar acciones precipitadas.

En este caso, existe la opción de vivir, aunque sea temporalmente, como “agregado” en alguna casa de estudiantes ya establecida. Puede ser el tiempo necesario para conocer la rutina de la universidad y, sólo entonces, hacer tu elección.

6. Mantente en contacto con la familia

Incluso en tu nueva rutina, no dejes de ponerte en contacto con tu familia y amigos de tu ciudad natal. Piensa, en la medida de lo posible, en un horario de visitas y viajes a casa – y no dejes de llamar y mandar mensajes.

 

Leave a Reply

  • Responsable: Octavio Ortega Esteban
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: Octavio[arroba]kerchak.com