Cómo escribir correctamente una carta de motivación: 5 consejos

¿Qué es y para qué sirve una carta de motivación?

Actualmente, la mayoría de las solicitudes se realiza en línea. Aún así, hay reglas que se mantienen y los currículos siguen siendo enviados, lo mismo a través del correo electrónico que con una carta de motivación asociada.

¿Qué es y para qué sirve la carta de motivación?

Una carta de motivación se resume en un documento que se envía junto con el currículum con motivo de una solicitud de empleo. Es un paso fundamental para que quien está del otro lado, analice y comprenda realmente el motivo por el que la persona candidata aplica a una oportunidad de trabajo.

Reglas para escribir una buena carta de motivación

Una carta de motivación debe ser redactada de acuerdo con algunas reglas relativas a la forma y al contenido.

Forma

No debe tener más de 500 palabras, es decir, cerca de 3 párrafos cortos;

Debe ser escrita a ordenador, ya que a mano se corre el riesgo de convertirse en ilegible;

No puede tener errores gramaticales ni ortográficos de ningún tipo.

Contenido

La carta de motivación debe ser simple y directa desde el punto de vista del lenguaje que se emplea;

Siempre debe tener los datos personales del candidato en la parte superior de la página del lado derecho;

Debe ser dirigida a una persona y no solamente a una empresa;

Debe identificar claramente cuál es la vacante que solicita, explicando sus motivaciones para integrar a la empresa;

Debe señalar los aspectos positivos del perfil del candidato que respondan a las solicitudes de análisis en el anuncio de empleo;

Debe ser original y redactada sin copiar.

5 consejos útiles

A continuación, presentamos sugerencias para que tu carta tenga el impacto deseado sobre el reclutador.

1. Enfócate en tus puntos positivos. ¿La experiencia profesional es tu punto fuerte? Escribe entonces un párrafo con la explicación de tu recorrido y de las competencias adquiridas. Si aún no tienes experiencia de trabajo, haz hincapié en el recorrido académico, destacando las actividades diferenciadoras que hayas llevado a cabo.

2. Para redactar una buena carta de motivación, pregúntate a ti mismo: si fuera el empleador, ¿qué me gustaría leer? ¿Cuál es el mejor argumento de venta? ¿Por qué me deben contratar?

3. Introduce un elemento de tu perfil personal. ¿Haces voluntariado? ¿Eres un padre o madre orgulloso? ¿Te encanta acampar? Sin extenderse en la explicación, puedes demostrar tu “lado B”, que muy bien puede ser valorado por la entidad empleadora.

4. No basta con demostrar lo beneficioso que podrías ser que trabajaras en la mayor empresa del sector X, Y o Z. Tienes que ir más allá y demostrar que también para la empresa será un valor añadido el contar con tus competencias en el equipo.

5. Finalmente, el consejo más importante: siempre que te presentes a una oferta de empleo, relee tu carta de motivación. Para cada solicitud, probablemente tendrás que adaptar tu discurso. Nunca te olvides de este detalle que puede hacer toda la diferencia, la personalización es clave para tener éxito.

 

Leave a Reply

  • Responsable: Octavio Ortega Esteban
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: Octavio[arroba]kerchak.com